11 Abr 2016
car2go Insights

Qué hay que saber sobre los vehículos eléctricos

La flota de car2go no solo se compone de vehículos que funcionan con combustible, sino también de vehículos eléctricos. Cuatro ubicaciones disponen de un total de 1650 vehículos smart electric drive: Ámsterdam, Madrid y Stuttgart. Para algunos de los usuarios, los car2go eléctricos suponen su primer contacto con vehículos que no utilizan gasolina. Por eso, queremos contarles un par de cosas.

Muchos desconocen la autonomía de los vehículos eléctricos, la cual depende del volumen de la batería, las prestaciones del vehículo, el trayecto y el propio comportamiento del conductor. En función del modelo del vehículo, la autonomía puede variar de 100 a 500 kilómetros.

La velocidad también es distinta dependiendo del modelo de vehículo. Los vehículos pequeños son capaces de alcanzar una velocidad máxima de 100 km/h, mientras que los vehículos más grandes pueden alcanzar hasta los 140 km/h.

Los car2go alcanzan una velocidad máxima de 125 km/h.

Conducir un vehículo eléctrico es tan respetuoso con el medio ambiente como lo es la generación de la energía eléctrica. Si la corriente con la que se carga el vehículo procede de energías renovables, el vehículo eléctrico circula sin generar emisiones, en caso contrario, tendría efectos negativos sobre el medio ambiente.

El trayecto en sí con un vehículo eléctrico no genera emisiones. Asimismo, la generación de corriente destinada a los car2go es ecológica.

Funcionamiento del motor eléctrico

El vehículo funciona con un motor eléctrico en el que la energía eléctrica se transforma en energía mecánica. El motor eléctrico dispone de varios estatores (fijos) y un rotor (giratorio).

Los imanes reciben un suministro de energía que hace que los polos de los estatores cambien continuamente. Al mismo tiempo, el estator atrae al rotor y le hace girar sobre su propio eje. Este movimiento de rotación hace que las ruedas giren.

El periodo de carga de los vehículos puede alcanzar las seis u ocho horas, aunque también puede efectuarse en 30 minutos. La duración depende del volumen de la batería y el tipo de corriente.

El tiempo de carga varía en función del modelo de car2go. En Madrid, los car2go necesitan una hora para pasar del 0 % al 100 % de carga.

Los vehículos eléctricos pueden cargarse en puntos de recarga y el proceso es comparable al repostaje tradicional. Para ello, hay que coger la tarjeta de recarga del car2go y pasarla por la pantalla del punto de recarga, a continuación, aparecerá el mensaje «Abrir tapa, conectar cable».

Ahora ya puede enchufar el conector en el punto de recarga y conectar el otro extremo al vehículo. Para buscar la ubicación de las estaciones de carga, consulte la aplicación o el sitio web de car2go.

¿Os imagináis comprando un vehículo eléctrico? ¿O seguís teniendo vuestras dudas acerca de este tema?